Serie sobre productividad: Puedes acceder a todos los episodios de la serie aquí.

 

El podcast de hoy está especialmente dedicado a madres emprendedoras y personas que trabajan desde casa porque aplicar la productividad cuando además tienes que lidiar con hijos es todo un reto.

A continuación te voy a dar 11 consejos para fomentar la creación de un “sistema” y una organización para tu día a día de trabajo cuando tienes que gestionar junto con tu tiempo, el de tu pareja y tus hijos.

1.No te compares
En general las comparaciones son malas, pero lo son más aún si comparas tus avances con los de personas que no tienen hijos: La comparación no es sostenible!. El tiempo y dedicación que tienen personas sin hijos es muy distinto al que pueda tener una madre. Esto no significa que si no tienes hijos no tienes compromisos que te ocupan el tiempo, sino simplemente que los hijos están siempre y todos los días y constituyen una variable más que hay que gestionar. Ante imprevistos además hay que lidiar también con la gestión de las necesidades de los hijos y no sólo con las de una persona, lo que complica bastante la situación.

2. Busca ayuda y acepta recibirla
¿Qué tareas relacionadas con la gestión de la casa no te apetece hacer y además se llevan tiempo precioso durante tu horario laboral (horario que deberías tener establecido aunque seas dueña de tu propio negocio)?
Piensa en el valor de tu hora de trabajo y compara el valor de tu hora de trabajo con la de una personas que puede hacer esa tarea de casa (mejor que tú y por lo tanto en menos tiempo al ser su trabajo..). Si tu hora de trabajo vale más que el coste horario de externalizar el servicio deberías invertir ese dinero en contratar a alguien que haga ese servicio por ti: No sería un gasto sino una inversión.

3.Evita la multitarea
Es muy ineficaz hacer a la vez tareas que implican atención de nuestra mente, por lo que evita hacer a la vez cosas a las que necesitas prestar atención (como por ejemplo trabajar y atender a los hijos a la vez). Es mejor que aprendas a ser más efectiva y productiva durante las horas de trabajo en las que no están los hijos y luego te dediques al 100% a hijos y/o a la casa en un tiempo específico.

4.Olvídate del perfeccionismo
El resultado incremental entre una cosa muy bien hecha y una cosa “perfecta” es muy poco por la inversión de tiempo y energía que implica. Cuando te enfrentes a mejorar una cosa que ya está muy bien hecha o a dejar impoluta la casa pregúntate si está lo bastante bien hecha como para invertir más tiempo en ella o si te implica mucha dedicación en tiempo por el estrés o el desgaste de tiempo que implica.

5.Atiende de forma virtual todas las peticiones posible
Antes de cerrar una cita o un compromiso presencial, pregúntate si realmente es necesario hacerlo de forma presencial o se puede atender esta petición a través de una llamada o una vídeoconferencia. Analiza cuál es el mejor canal para gestionar esta petición en el respeto de tus tiempos y obligaciones y todo lo que se pueda atender de forma virtual bien vía email o solicitando servicios o peticiones por vídeo o a través de internet hazlo de esta forma.

6.Aprovecha al máximo los desplazamientos para formarte
Cada persona debería encontrar el tiempo para seguir formándose y mejorarse como persona y como profesional de forma constante. Te animo a que aproveches los desplazamientos en coche o en transporte público, los paseos o los momentos dedicados al deporte para formarte a través de podcast, audiolibros o formación online. De esta forma estás aprovechando momentos dedicados a tareas que no requieren de tu atención para formarte y no tener que sacar este tiempo durante tus momentos de foco en el trabajo.

7.Altérnate con otras madres para el cuidado de tus hijos
Pide ayuda a otras madres en momentos de especial necesidad de concentración en el trabajo. Pide ayuda a otras madres para que atiendan a tu hijo a cambio de cuidar del / de los suyo(s) en otro momento. No tengas miedo a pedir ayuda en un momento de especial necesidad: de esta forma recuperarás una tarde entera de foco para avanzar más rápido y quitarte el agobio por sentir que nunca llegas a finalizar las cosas.

8.Piensa a qué puedes renunciar hoy mismo
De las tareas que tienes encima de la mesa, ¿Cuáles no son relevantes y a cuáles puedes renunciar hoy mismo? Piensa cuáles son cosas que te gustaría hacer pero no necesariamente deberías hacer hoy y desecha todo lo que no pase este filtro.

9.Pon a calendario todo lo que puedas
Un buen uso del calendario está a la base de llevar a cabo tareas porque permite asignar un tiempo específico para actuar en ellas. Te animo a que apuntes en el calendario cualquier tarea, reunión o compromiso que tengas que atender con el debido margen de tiempo que te permita llevar a cabo esa acción. Apunta en tu calendario todo lo que esté relacionado con el trabajo y con atender las necesidades personales, de la casa y de los hijos porque en el momento en que encuentras un hueco para ellas en el calendario entonces será cuando las llevarás a cabo.

10.Maximiza trabajar cuando tu nivel de energía es mayor.
Mírate y detecta en qué momentos trabajas mejor y con más energía y organiza tu día para trabajar en las tareas más difíciles cuando tu nivel de energía es mayor.

11.Si necesario, busca un espacio de trabajo alternativo a tu casa.
Si trabajas en un entorno que te implica tener muchas distracciones -por ejemplo trabajas desde casa y tiendes a procrastinar- busca un espacio de trabajo distinto en el que te sea más fácil trabajar y llevar a cabo tareas y avanzar más rápido. La inversión que te pueda suponer trabajar en otro espacio se verá compensada por una mayor productividad al llevar a cabo tu planificación.

Escucha aquí el episodio completo:

¿Tienes algún consejo más para madres emprendedoras que quieras compartir?

Gracias por escuchar Si te ha gustado este episodio por favor compártelo para que este contenido pueda ayudar a más personas! Gracias!


Stefania Dalle Pezze

Stefania Dalle Pezze es la fundadora de Mujeres en Business. Tras una larga trayectoria trabajando en entornos de trabajo muy exigentes, acompaña emprendedores y negocios a alcanzar sus metas gracias a una gestión más eficiente de recursos, trabajo por objetivos, mejor gestión del tiempo y más eficacia en los procesos de decisión.

Shares